miércoles, 24 de agosto de 2011

Se retiran las sillas destinadas a las personas de la tercera edad en las fiestas de Castellnovo

Castellnovo celebra estos días su semana grande de fiestas, cuyos actos  festivos están marcados por la semana de fiestas taurina y las verbenas nocturnas que se celebran en sus plazas principales. Pero este año una orden del Ayuntamiento ha creado malestar entre la población, ya que la alcaldesa Teresa Gonzalvo ha dado orden de no poner sillas para descanso de las personas más mayores de la población que asisten a los espectáculos musicales.
La Plaza de la Comunidad Valenciana es un lugar habitual para la celebración de verbenas en Castellnovo

El material de mesas y sillas que se ponen en los espacios destinados a la celebración de espectáculos en la localidad son propiedad del Ayuntamiento de Castellnovo. Durante años este mobiliario urbano ha estado a disposición de sus vecinos para que aquellas personas mayores o con problemas de movilidad  que asisten a este tipo de espectáculos puedan tener un lugar dónde sentarse, pero este año con el cambio de gobierno municipal este servicio ha sido prohibido por orden de la nueva alcaldesa de Castellnovo. Teresa Gonzalvo ha ordenado no sacar este mobiliario de los almacenes sin conocerse la justificación de esta decisión.

Como consecuencia las personas con algún problema de movilidad o cansancio ya no tienen un lugar donde poder sentarse a descansar y poder disfrutar de este tipo de actos. Esta decisión ha creado malestar entre los vecinos más mayores que ven como están siendo relegados en este tipo de actos.
Castellnovo cuenta con una población censada de poco más de 1000 habitantes, de los cuales aproximadamente la mitad de la población superan  los 50 años  y unos 227 vecinos son mayores de 70 años. Esta población de la tercera edad aumenta además considerablemente durante la época de fiestas y en periodo estival. 
Aunque han sido muchas las personas que han manifestado su postura contraria a esta decisión no parece que haya marcha atrás en esta decisión, ya que durante estos días festivos los vecinos de Castellnovo continúan sin tener sillas para poder sentarse durante la celebración de los espectáculos musicales.